Extensión del proyecto a la cuenca media del río Caparo

El embalse del Caparo

El embalse del Caparo

Desde el mes de octubre de este año la Fundación Programa Andes Tropicales (PAT) extendió sus proyectos de desarrollo de turismo de base comunitaria hasta la cuenca media del río Caparo, en el municipio Padre Noguera, el cual forma parte de los Pueblos del Sur del estado Mérida. Como parte del convenio firmado con la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec) se inició la primera fase de levantamiento cartográfico y sensibilización comunitaria, en una zona estratégica para la producción hidroeléctrica y relevante por su biodiversidad en el occidente del país.

Manejo integral de cuencas

Hay un mandato de Presidencia de la República para dar alternativas de desarrollo sustentable a espacios intervenidos por las empresas eléctricas. Específicamente en el caso de Uribante-Caparo, pues con la construcción del sistema hidroeléctrico –que comenzó hace más de 25 años- se ejerció una fuerte intervención en los Pueblos del Sur, especialmente en el Municipio Padre Noguera, donde una parte considerable del territorio quedó bajo agua. Para 2009, cuando se estima el final del proyecto, podría quedar impactado por falta de fuentes de trabajo” explicó Jesús Zambrano, representante de Corpoelec, dedicado a la creación del Centro de Educación y Formación Integral Socio Ambiental (CEFISA) en Santa María de Caparo.

El gabarrero

El gabarrero

El CEFISA propone, como una visión integral de manejo de cuencas, crear alternativas de actividades productivas sostenibles. Entre ellas surge el turismo por la potencialidad de recursos escénicos de los embalses y de las áreas boscosas aledañas. Con este nuevo convenio, el Programa Andes Tropicales amplia su trabajo en los Pueblos del Sur del Estado Mérida, el cual empezó a principios del año 2008 y tiene como objetivo la creación de redes de turismo de base comunitaria en esta importante región andina. Este proyecto cuenta además con el cofinanciamiento de la Unión Europea.

La calidad del agua es un indicador de la calidad de vida de los habitantes de las cuencas. No es sólo energía transformada en alumbrado, sino energía transformada en calidad de vida, tanto aguas abajo, después de la generación, como calidad de vida aguas arriba en los espacios donde se vive”, comenta Zambrano, quien agrega que Corpoelec, como parte del manejo integral de cuencas, contará con la experiencia de la Fundación Programa Andes Tropicales en proyectos de turismo de base comunitaria, tomando en cuenta los logros importantes que obtuvieron hace 6 años en la Cuenca del Caroní, con la incorporación de comunidades pemón, en trabajo conjunto PAT y Edelca.

Metodología PAT

La participación inicial del PAT se centrará específicamente en las cuencas media y alta del río Caparo, en un área que abarca parte de los estados Mérida, Táchira y Barinas, en las proximidades del Parque Nacional Tapo Caparo, el segundo más grande de la región andina venezolana. Una zona con atractivos potenciales para el turismo, que podría recibir visitantes tanto por la zona baja con acceso desde las ciudades de Barinas y San Cristóbal, como por su zona alta, desde la ciudad de Mérida.

Nos encontramos recopilando información básica y cartográfica para el diseño de un Sistema de Información Geográfica de la cuenca. Las salidas de campo no sólo nos han permitido el conocimiento del territorio, sino la actualización de datos, con ayuda de GPS e imagenería satelital, sobre vialidad, centros poblados y toponimia, explica Alejandra Sampson, gerente del departamento de geografía aplicada del PAT. “En esta fase inicial del proyecto trabajamos a escala 1:100.000, que permite tener una visión general de la cuenca, muy útil para establecer estrategias de planificación.

La cuenca del rio Caparo y los parques nacionales

La cuenca del río Caparo y los parques nacionales

Siguiendo la metodología demostrada en otros destinos turísticos del país -durante más de diez años- el PAT generará una base cartográfica de la región, que será complementada con detección de zonas potenciales turísticas, con acciones de sensibilización para las comunidades locales orientadas al desarrollo sostenible y al turismo de base comunitaria. Como parte de esta fase inicial de tres meses de duración, se identificarán además posibles liderazgos comunales para la futura formación de cooperativas, que se convertirán en proveedores directos de servicios turísticos.

En el marco del la creación del CEFISA hemos participado en reuniones con entes como el Instituto Nacional de Parques (Inparques), el Instituto Universitario Tecnológico de Ejido, la compañía eléctrica Desurca-Cadafe y el Ciesam, una ONG dedicada a la promoción de cultivos de chachafruto (Erythrina eludis)”, comenta Jean-Luc Crucifix, gerente de proyectos del PAT. “Es el inicio de un macroproyecto que busca soluciones de sostenibilidad para las cuencas del Uribante y del Caparo y tiene como objetivo ofrecer alternativas productivas como la siembra de peces, la reforestación con chachafruto y el turismo de base comunitaria, como compensación a las poblaciones afectadas directa e indirectamente y como medios de protección de las cuencas altas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s